26 mar. 2011

Breve (y falsa) biografía de los Ciclones

Los Ciclones son cinco músicos bastante malos, al borde del abismo musical. Se odian mutuamente, pero aguantan juntos porque, caramba, se pasa fatal diciendole a un tipo, por mucho que lo odies, que es idiota. Nadie sabría decir cuál de los cinco es más despreciable, por eso, dejamos aquí una breve nota personal de cada miembro, y vosotros decidiréis quién es peor.


Wilco es un estafador de guante blanco, de mirada torva y carácter pendenciero; maneja la navaja con soltura y no le gusta tener que repetir las cosas. Toca la batería porque se la robó a su mejor amigo de la infancia, asegurándole que se la vendería a buen precio. Formó Los Ciclones como una tapadera para su verdadera pasión: el contrabando de alargadores de pene.

pTer es un pirata informático de la peor especie; de apariencia dulce y sensata, cautiva a sus víctimas con elegancia inglesa... y acaba con ellas con eficacia germana. No le des nunca la espalda. Es un afamado ladrón de guitarras Fender (así consiguió las suyas) y un indiscrimado maltratador de hormigas y gorriones urbanos. También, si se encuentra depre, atropella gatos.

JJ trafica con armas nucleares, y bajo su tupé al estilo Elvis, se esconde un matón de discoteca capaz de matar a 15 personas en una noche (su récord personal). Toca el bajo porque le gusta marcar la pauta, y porque, dada la longitud y la solidez de su mástil, lo ha convertido en un arma letal cuando en algún concierto, un fan se pone demasiado cariñoso...Acaba de incorporarse a la banda, pero ya nos ha amenazado a todos.


Buch es un trilero de opereta: dedos rápidos, verborrea imparable e indescifrable, ten cuidado con el reloj si le das la mano despreocupadamente, porque... si es un reloj de marca, te has quedado sin él. Un expresidiario le aconsejó que para entrenar sus dedos para la actividad criminal, usara un teclado. Buch robó un piano a unos terroristas sirios yse presentó en el local de ensayo de Los Ciclones diciendo: soy vuestro nuevo teclista. Su mirada fría y el revólver con el que nos apuntaba nos llevó a admitirle el el seno de la banda.

Wolffo es un ratero de poca monta que roba para intentar seducir a mujeres un poco pasadas de peso pues, a pesar de lo que diga, le gustan las mujeres gorditas, la música italiana y los macarrones con chorizo. Como ladrón es particularmente torpe, como guitarrista, particularmente inepto y como persona, genéricamente pelmazo. Le gusta hablar de sí mismo y no consigue, por mucho que lo intente, calmar su voraz apetito ni, por lo tanto, reducir su perímetro abdominal. No tiene remedio.




Ódiales.


(pero apóyales... http://www.numberonemusic.com/losciclones )





2 comentarios:

  1. A los tres primeros no los conozco, no puedo decir si estoy de acuerdo con la descripción o no. A Buch y a Wolffo sí he tenido el gusto.

    Yo añadiría que Wolffo es un gran mentiroso, pero esto es en realidad un halago, porque él hace arte, en todas sus facetas, con la mentira, es un artista embaucador. Pero entonces, ¿miente también cuando dice que es un pelmazo o cuando habla de los demás?

    La única solución es que cada uno conociera a los cinco y se hiciera su propia composición de lugar.

    Que nadie venga a este blog buscando verdades inmutables, sino imaginativos entretenimientos.

    ResponderEliminar
  2. Kotts, querida... créeme cuando te digo que no hay nada que encuentre más bonito que una buena mentira. Claro que, tu reflexión es cierta, ¿es esta misma afirmación mentira? O, si es cierta, ¿será verdad lo escrito sobre los demás? En fin, es imposible saberlo sin que una tenga su propia experiencia.
    Yo, de momento, espero a que este veranito nos salga algún bolo al que puedas asistir y así conocer a los cinco bribones que formamos este grupo impresentable, pero adorable, al mismo mismo tiempo.
    Muchas gracias por tu cariño, Kotts. Beso va.

    ResponderEliminar

Usted dirá...